Sin duda es uno de los destinos más emblemáticos de Windsor en Inglaterra. Aunque en muchas ciudades pueden encontrarse casa torcidas de forma deliberada, The Crooked House es absolutamente genuina y se ha torcido de forma natural.

Fue edificada en el año 1592 aunque un siglo después fue demolida. Tras varias disputas se volvió a construir pero con un resultado nefasto con el paso de los años, ya que la casa comenzó a torcerse.

La leyenda dice además que The Crooked House cuenta con un pasadizo secreto (actualmente bloqueado) que conduce al castillo de Windsor y del que se habrían sservido el rey Carlos II y su amante Nell Gwyn para sus encuentros amorosos.

Actualmente es una bonita casa de te.